Hace unos quince años, solo había un tipo básico de esterilla de yoga, hecha de PVC que destacaba por su pegajosidad, y la única opción era comprar púrpura o azul. Ahora, hay una esterilla de yoga para cada prioridad y preferencia.

Más allá de un color en especifico y un patrón que se adapte a tu estilo, tu esterilla de yoga necesita ser estable; necesita ser almacenable y portátil, pero cómoda y cómoda. También puedes querer que tu esterilla sea ecológica. Todos estos aspectos se ven afectados por la forma en la que está hecha la esterilla: qué grosor tiene, de qué está hecha y su textura.

Usa esta guía para ayudarte a encontrar una esterilla de yoga con la que puedas estar feliz, que se adapte a tus prioridades, estilo de vida, valores y presupuesto. No importa lo que te digan las tiendas, ¡esa es la mejor esterilla de yoga para ti!

 

1. Espesor

Por qué es importante: el grosor de la esterilla de yoga tiene mucho que ver con su comodidad: si es demasiado delgada tu rodilla puede golpearse contra el suelo. La desventaja es que las esterillas gruesas de yoga pueden hacer que sea más difícil para ti sentir la conexión con el suelo, haciéndote más inestable la postura del árbol, por ejemplo.

Opciones:

2mm es para viajar, no ocupa mucho espacio en una maleta pero no lo recomiendo para una práctica regular

3mm es un grosor estándar de esterilla de yoga

4mm, es un grosor más adaptado a los yoga dinámicos que incluyen vinyasas y saltos, amortiguan los saltos

5mm, ya es bastante grueso. Para el ashtanga yoga puede ser una opción, pero en las posturas de equilibrio, puede que necesites salir de la esterilla para encontrar mejor estabilidad.

Más de 5mm no es más una alfombrilla de gimnasia o de pilates

Guía de compra básica: Considera cuánto espacio tienes para guardar tu esterilla de Yoga, la portabilidad y dónde está su punto óptimo de comodidad frente a la posibilidad de sentir una conexión directa con el suelo.

Si no te importa llevar y almacenar un poco más de peso por el bien de una mayor amortiguación, considera una esterilla de yoga premium.

 

2. Material

Por qué es importante: el material del que está hecha la esterilla de yoga dicta su textura, pegajosidad, compatibilidad ecológica y esponjosidad (cuánto cede a la presión) y cómo se desgasta con el tiempo.

Opciones: la mayoría de las esterillas de yoga están hechas de PVC, también conocido como vinilo. Las opciones más nuevas y más ecológicas incluyen el caucho natural y reciclado, el yute y el algodón orgánico o el algodón natural (lo que significa que la tela no se trata con acabados sintéticos durante la fabricación).

Pautas básicas de compra: si eres alérgico al látex, evita las esterilla de yoga hechas de caucho natural. Por lo general, elije una esterilla de yoga hecha de PVC, que pueda soportar su uso y abuso. La esponjosidad puede variar ampliamente con diferentes mezclas de materiales, pero en general, el PVC tiene una mayor “elasticidad” que cualquier otro material; el yute y el algodón tienen menos.

Más allá de estos fundamentos, sigue leyendo y deja que tus otras prioridades -textura, adherencia y eco-friendly- sean tus guías.

 

3. Textura

Por qué es importante: la textura de su estera de yoga dicta cuánta tracción proporciona. Al igual que la pegajosidad, la textura afecta a la cantidad de resbalones y deslizamientos que haces. Y debido a que la textura afecta a la forma en que se siente una esterilla de yoga, también es un componente de la comodidad en general.

Pautas básicas de compra: si estás buscando una estera de yoga que evite resbalones y te gustaría evitar las esterillas de PVC (las tradicionales esteras de yoga adhesivas), busca una esterilla de goma, de yute o de algodón que tenga una superficie táctil elevada.

Si la suavidad es de primordial importancia para ti, una esterilla de yoga de PVC es la mejor opción. Y si sientes curiosidad por las opciones más nuevas y más amigables con el ambiente, prueba unas cuantas antes de comprar. Algunas esterillas de yoga ecológicas pueden sorprenderte por la cantidad de tracción que ofrecen, aunque no tengan la sensación tradicional de “adherencia”.

 

4. Antideslizante

Por qué es importante: una estera de yoga antideslizante evita que te resbales y te ayuda a mantener tu alineación a medida que pasas de una postura a otra, así como cuando mantienes la postura durante varios segundos.

 

 

5. Ecológicas

Por qué es importante: Como yoguis, apreciamos el principio de ahimsa o la no violencia. Eso hace que practicar en una esterilla no ecológica y que termine en un vertedero un opción no muy recomendable para muchos de nosotros.

Opciones: las esterillas de yoga ecológicas suelen estar hechas de caucho natural o reciclado. Estas esterillas de yoga también pueden incluir materiales naturales, como el yute o el algodón orgánico.

Guía de compra básica: si la conservación del medio ambiente es importante para ti, evite las colchonetas de yoga hechas de PVC (la estera adhesiva tradicional), que no se descomponen en los vertederos y son difíciles y costosas de reciclar. Las alfombras de yoga de goma, yute y algodón, aunque están disponibles en una gama de grosores, tienden a ser más gruesas que las alfombras de PVC. Puede comprar una esterilla de yoga que sea ecológica, que tenga un grosor que satisfaga tus necesidades de comodidad y portabilidad, y que tenga una textura (como un diseño geométrico elevado) que evite el deslizamiento.

 

6. Estilo

Una vez que te hayas decantado por las diferentes opciones por grosor, material, textura, adherencia, eco-friendly, solo queda un factor: el estilo. Así que adelante y elige tu color, diseño o impresión favorita. ¡Feliz compra!